Reforma financiera no atacará todos los problemas

Archivo/Eleconomista.mx

La informalidad no es un grupo de personas tratando de ganarse la vida: IMCP

Si bien la reforma financiera es un avance importante, por sí sola no será el remedio mágico a todos los problemas en ese sector, advirtió el Instituto Mexicano de Contadores Públicos (IMCP). Se requiere atacar otros problemas como el de la informalidad, consideró el presidente del IMCP, Carlos Cárdenas.

Estableció que el dinero tiene un costo y riesgos, y si queremos que el costo se democratice, tenemos que reducir ese riesgo, que se presenta de manera fuerte en la economía informal. Dijo que por lo general un informal no es un deudor que tiene un perfil de garantía. No se puede seguir pensando que la informalidad es un grupo de personas que tratan de ganarse la vida vendiendo productos en la calle, pues en la realidad, la informalidad es el reflejo de grandes y peligrosas mafias.

“En la economía informal hay grandes estructuras, grandes mafias que están en la ilegalidad total, donde se desplaza muchas veces lo robado, la piratería, se desplazan las importaciones ilegales, buena parte del crimen pasa por la informalidad. No son indigentes que venden quesadillas en la calle”.

Expresó que la contaduría organizada del país reconoce este paso que se está dando, pero eso no implica que se deje de trabajar sobre el tema de atacar la informalidad porque representa 60% y se espera que se abarque en la reforma fiscal.

“Vemos con optimismo esta reforma, sabiendo que uno de los principales retos al que las empresas se enfrentan es la falta de opciones de financiamiento”, expresó.

Educación y cultura

Destacó que generar mayor competencia en este mercado es indispensable para que se reduzca el costo del dinero y baje paulatinamente. También hizo ver que facilitar que los bancos puedan ejecutar sus garantías de manera oportuna servirá para que éstos tomen un poco más de riesgo y otorguen más crédito. El vicepresidente del sector empresarial del IMCP, Armando Nuricumbo, confió en que la reforma financiera sea el detonador del crédito responsable y de un proceso de inclusión financiera que traiga cada vez mayores beneficios a más mexicanos.

Sin embargo, ambos coincidieron en que hace falta más educación y cultura financiera.

[email protected]

CRÉDITO: 
Leonor Flores, El Economista