Biokhronos, nanotecnología para tu piel

Foto: Claudia Aréchiga / elempresario.mx

Dos emprendedores decidieron detener el envejecimiento de sus clientes y apostar por un futuro fructífero a través de la nanotecnología

¿Cuánto puedes pagar por un tratamiento facial que te permita tener un rostro resplandeciente y siempre joven? Seguramente , miles de pesos.

La tecnología ha evolucionado a pasos agigantados y Biokhronos es un ejemplo de innovación para la piel de la mujer mexicana.

“Los años no pasan en vano”, pero durante décadas se ha trabajado en formulas casi mágicas para detener sus efectos, advierte Mónica Segura, experta en desarrollo y elaboración de productos para embellecer la piel y el rostor humano.

Esta empresaria, enfermera de profesión y su hermano Luis, matemático, decidieron incursionar en el mundo de los productos y cremas de belleza con el respaldo de la ciencia y sus conocimientos en el mercado.

“ Yo tenía ya la experiencia de trabajar en el mundo de los cosméticos tras haber sido directora de la empresa Is my life, en Tláhuac, de ahí obtuvimos los contactos y conocimos, aprendimos el procedimiento para desarrollar el producto y una marca. De esta forma decidimos lanzarnos al mercado con la idea de convertirnos en una empresa de calidad premium a un costo accesible", explica Mónica.

Biokhronos es una microempresa que ofrece una alternativa segura y confiable para disminuir las líneas de expresión en tan sólo 15 minutos.

¿Cuál es la fórmula de su éxito?
Basados en la ley del “error-experiencia”, cuatro personas le dan vida a la empresa. Sus herramientas: la biotecnología y la nanotecnología, ciencias que son la base de su innovación y del valor agregado que ofrecen.

“Como parte de las bases para iniciar nos incubamos en Multidisciplina Aplicada, con quienes diseñamos nuestro plan de negocios y pudimos acceder a recurso del Fondo Pyme a través del Capital Semilla que nos otorgó la Secretaría de Economía en los primeros años de iniciado el negocio”, agrega Mónica.

Biokhronos recibió 100,000 pesos, los cuales invirtieron en materia prima que usualmente traen desde Europa.

Conquistar el mercado nacional, su mayor reto
Para poder posicionarse en el mercado nacional tuvieron que buscar un nombre que vendiera la idea de ser un producto extranjero.

“Lamentablemente a los mexicanos les convence más un producto importado que lo que podemos producir en nuestro país, por eso nos nuestro nombre está formado por vocablos latinos “Bio” que significa vida y “Khronos”, tiempo”, explica la empresaria.

Su estrategia
Para la elaboración de las cremas los hermanos recurren al outsourcing, contratan a algunos laboratorios que cumplen con toda la normatividad requerida y les elaboran los productos bajo maquila con sus especificaciones.

Hoy distribuyen sus productos en spas y estéticas de diferentes ciudades del país: Distrito Federal, Monterrey, Sonora y Guadalajara.

Actualmente sus productos se comercializan mediante una red de distribuidores independientes, dos puntos de venta en la ciudad de México, especialista en cosmetología y cirujanos plásticos.

En los últimos años la empresa ha tenido un crecimiento del 100% y piensan conquistar fronteras y llevar sus productos a Estados Unidos.
[email protected]

Frase:
Lo más importante es luchar por lo que queremos, y ser constantes para alcanzar nuestros sueños”, Mónica Segura, fundadora de Biokhronos.

Ficha
Nombre: Biokhronos
Ubicación: DF
Crecimiento anual: 100%
Contacto: www.biokhronos.com.mx
Número de empleados: 4

CRÉDITO: 
Samantha Álvarez