Precios bajos y consumo sustentable mueven intenciones de compra

Foto: Especial

La evolución del consumidor mexicano ha sido impulsada por la pandemia, ahora es más tecnológico y se preocupa por el medio ambiente, revela el Global Consumer Insight Survey 2021 Capítulo México, elaborado por PWC.

El estudio refiere que 74% de los encuestados orienta sus compras por el precio, siendo el principal factor e decisión de compra, incluso por encima del canal de compra, online o física. Asimismo, 61% enfoca sus compras al ahorro.

Otro cambio que se mostró es en los patrones de consumo, debido a que aumentó el interés de productos sustentables y tres de cada 10 compradores están dispuestos a pagar un precio más alto por productos elaborados a partir de prácticas éticas y sustentables.

En este sentido, 70% de los consumidores adquieren productos de empresas que respaldan la protección al medio ambiente y 69% prefiere comprar productos biodegradables o respetuosos con el ecosistema.

“Esta característica fue más frecuente entre las personas que trabajan desde casa y, al igual que el consumo online, se espera que tome mayor fuerza conforme aumente la oferta de estos productos”.

Sin embargo, el alto costo de los productos sustentables evita que 59% de los consumidores se decidan por adquirir este tipo de productos, lo mismo sucede con la falta de opciones, debido a que cuatro de cada 10no adquiere productos sustentables por falta de opciones.

Tienda física o en línea

Si bien, la pandemia nos orilló a consumir más en línea, y en cierta medida perderle miedo a lo digital, los consumidores se mueven entre el comercio digital y físico, según los beneficios que pueda obtener de cada uno.

Los productos que más se compran en tienda física son alimentos (46%) y artículos de salud y belleza (53%). La calidad fue el motivo para que 50% adquiriera artículos de moda y 44% aparatos de ejercicio, esto debido a que los compradores aun prefieren conocer y explorar determinados productos a través de los sentidos como la calidad de materiales, funcionalidad, dimensiones, incluso si su decisión final de compra es digital.

“A diferencia de las tiendas en línea, el servicio al cliente aparece como una razón de peso para que los consumidores prefieran acudir a este tipo de comercio”, destaca el informe.

Asimismo, siete de cada 10 consumidores adquieren productos en comercios locales y 71% afirma realizar sus compras en una mayor variedad de tiendas para cubrir sus necesidades, y la mitad ha comprado mayormente en las grandes tiendas de consumo. Además, las compras de segunda mano han aumentado significativamente entre los consumidores hasta alcanzar un 47 por ciento.

Los consumidores también buscan determinados atributos que solo las tiendas físicas o en línea pueden ofrecerles al realizar una compra, según sea el caso. Por un lado, 49% de los encuestados considera importante que las tiendas físicas aumenten las medidas sanitarias y de seguridad; en tanto que 37% espera una mayor disponibilidad de productos locales y facilidad para transitar dentro de la tienda para encontrar los productos que le interesan.

CRÉDITO: 
Elizabeth Meza Rodríguez / El Empresario